Entradas

cancer_mama_mastectomía_preventiva_clínica_sanz_ayala_santander_valladolid

¿EN QUÉ CASOS ESTÁ RECOMENDADA UNA MASTECTOMÍA PREVENTIVA? | DÍA MUNDIAL DE LA LUCHA CONTRA EL CÁNCER

Cada año, según la SEOM (Sociedad Española de Oncología Médica), se detectan en nuestro país más de 30000 nuevos casos de cáncer de mama. Y solo un porcentaje residual de mujeres afectadas con esta enfermedad puede evitar -gracias a terapias neoadyuvantes como la quimioterapia o la hormonoterapia- pasar por una mastectomía simple.

No obstante, esta intervención (donde se reseccionan los tumores de una o ambas glándulas mamarias) también es una medida de prevención para todas aquellas mujeres que, genéticamente, tienen predisposición a desarrollar -en algún momento de la vida- un cáncer de mama. En este caso, la cirugía se conoce como mastectomía preventiva.

Mutación en los genes BRCA1 y BRCA2: el enemigo silente

Los genes BRCA1 y BRCA2 son los responsables de inhibir los tumores malignos en el cuerpo humano. Por eso, cuando mutan, quedamos expuestos a un mayor riesgo de desarrollar cáncer. En el caso de las mujeres, de mama y ovario principalmente. Predisponiéndolas además al desarrollo de otras manifestaciones oncológicas como el cáncer de cuello uterino, el cáncer de colon, el cáncer de páncreas o el melanoma.

Rastreo familiar: la clave

Los antecedentes de cáncer de mama en la familia y el conocimiento de su recurrencia en diferentes niveles de parentesco serán los primeros indicadores de la conveniencia de una mastectomía preventiva.

También será necesario averiguar, llegado el caso, si las mujeres afectadas por esta enfermedad se han sometido a algún examen genético de la mutación BRCA1 y BRCA2. En caso afirmativo, será absolutamente prioritario someterse al mismo estudio para detectar la presencia de la misma mutación. De ser así, la mastectomía preventiva (aunque radical) será una de las primeras y precoces medidas que podrán adoptarse frente al cáncer de mama.

Estudio genético de la Mutación en los genes BRCA1 y BRCA2: es tiempo de decidir

Si tras el estudio los resultados son positivos, esto no quiere decir que se vaya a padecer cáncer de mama. Pero sí que el riesgo de desarrollar la enfermedad es significativamente más elevado que en cualquier mujer que no posea mutaciones en los genes BRCA1 y BRCA2.

Con toda la información en la mano y un adecuado asesoramiento médico será mucho más fácil tomar la dura, personal e intransferible decisión de someterse a una mastectomía preventiva. Gracias a los avances de la cirugía reconstructiva y oncoplástica, también será viable (si la mujer así lo desea) realizar un trabajo de recuperación estética de las mamas durante la misma intervención. Minimizándose así el sufrimiento psicológico y la erosión de la autoestima aparejados a esta decisión quirúrgica radical.

dia-mundial-contra-el-cancer

Soluciones de la cirugía oncoplástica | Día Mundial del Cáncer

El cáncer de mama es un mal muy extendido en el mundo. Es un tipo de cáncer que se forma en las células mamarias.

La concienciación y el financiamiento para llevar a cabo diversos estudios ha conseguido grandes avances en el diagnóstico y tratamiento de esa enfermedad. No obstante, en muchos casos, se opta por amputar el pecho con el fin de evitar que el cáncer se expanda a otras zonas del cuerpo.

Hoy celebramos el Día Mundial contra el Cáncer y queremos hablarte de las soluciones que hay a la amputación del pecho.

La cirugía oncoplástica

Las mujeres que se ven ante el problema de perder un pecho sufren un vaivén de emociones que las puede sumir en una depresión, cambios de humor, ansiedad, miedo, etc.

Más allá del problema estético que supone tener un pecho menos, hay que tomar muy en cuenta el aspecto psicológico, pues puede restar calidad de vida a quien lo sufre.

La cirugía oncoplástica se enfoca en extirpar el tumor mamario y reconstruir la mama en la misma operación con el objetivo de que el paciente no tenga que pasar por el mal trago al despertarse de verse con una mama menos.

Quiénes pueden beneficiarse de este tipo de operación

La mayor parte de personas, hombres o mujeres, afectadas por el cáncer de mama pueden someterse a una oncoplastia. Sin embargo, como todo procedimiento quirúrgico, hay una serie de indicaciones que demuestran si el paciente es apto. Por ejemplo:

  • Resecciones de 1/3 de la mama.
  • El tumor debe ser de localización central, media o inferior.
  • Resecciones de grandes regiones de la piel en la zona de la mamoplastia.
  • Disección axilar e incisiones periareolares por medio de la incisión de la lumpectomía o la macromastia.

Los pacientes que no pueden ser sometidos a una oncoplastia, por norma general, aunque se estudia cada caso en particular son:

  • Aquellos que tienen tumores que pueden afectar a la piel.
  • Cuando no hay márgenes claros, el cáncer es inflamatoria o las mamas ya han recibido radiación.
  • Poco volumen de las mamas y sin ptosis.
  • Los que muestran microcalcificaciones malignas en una mamografía.
  • Los que tienen resecciones de piel en alguna zona distinta a la de la mamoplastia.
  • Los que fuman o tienen diabetes no controlada.

No hay duda de que la oncoplastia es el método que no solo puede terminar con un cáncer de mama, sino que puede mejorar la vida de las personas, porque recupera el aspecto estético y porque no se hace necesario pasar por el trauma de despertar con un pecho menos.

En nuestras Clínicas de Cirugía estética y Reparadora de Valladolid y Santander contamos con los médicos más cualificados y la tecnología más avanzada para llevar a cabo este tipo de operaciones de cirugía plástica. ¡Pide una cita previa y te informaremos de todo!