942 037 404 | URGENCIAS: 666007777Pide cita previa |
informacion@plasticadrsanz.com | facebook |
Liposucción

lipoescultura

Se conoce como lipodistrofia la acumulación de grasa en zonas concretas del cuerpo. Esta alteración, normalmente hormonal o hereditaria, tiene lugar en diferentes partes según el sexo, produciéndose habitualmente en el abdomen, las caderas y los muslos.

Existen varias técnicas para eliminar estas acumulaciones de grasa, pero algunas no consiguen retirar las células grasas en su totalidad, permitiendo que se regeneren en un futuro. El procedimiento que consigue eliminar del todo estos depósitos de grasa es la liposucción o lipoescultura.

La liposucción/lipoescultura consiste en la retirada de grasa mediante aspiración con la ayuda de cánulas y está recomendada para todas aquellas personas que, aun estando en su peso ideal, tienen acúmulos de grasa localizada en lugares concretos de su cuerpo. La extracción de estos acúmulos puede llegar a mejorar notablemente la figura y proporcionar a la paciente una mayor aceptación de su cuerpo.

Los resultados de estas lipoaspiraciones no vienen únicamente condicionados por la intervención quirúrgica sino que dependen, en gran medida, del tipo de piel y del tipo de patrón de lipodistrofia de la paciente, así como de un seguimiento estricto de las pautas postoperatorias tras la liposucción. La consolidación de unos buenos hábitos alimenticios y la práctica de ejercicio físico son elementos claves para el mantenimiento de la figura tras una lipoescultura/liposucción.

El PREOPERATORIO DE LA LIPOSUCCIÓN

En la primera visita el paciente deberá informar al cirujano de sus antecedentes médicos, si sigue algún tipo de tratamiento, si es alérgico a algún medicamento, si es fumador o si duda sobre algún factor que pueda contraindicar en la operación de liposucción.
En este momento es imprescindible que se confronten claramente las expectativas del paciente con las posibilidades medicotécnicas reales para luego poder valorar correctamente los resultados. Resulta básico alinear expectativas entre paciente y cirujano ante una liposucción.

Posteriormente, el doctor procederá a la exploración de las zonas a tratar y evaluará la calidad de la piel y el volumen de grasa aproximado que deberá extraer para definir el contorno corporal.

Estas dos variables determinarán el tipo de anestesia que se utilizará en la intervención: Si el depósito de grasa es extenso, la liposucción se realizará bajo anestesia general, mientras que si la grasa se encuentra localizada en una región reducida, se empleará  anestesia local.
Si el paciente toma algún tipo de medicamento anticoagulante deberá dejar el tratamiento dos semanas antes de la operación.

Los pacientes fumadores deberán abandonar su consumo durante el mismo período de tiempo, ya que el tabaco es un elemento perjudicial para la cicatrización.

LA INTERVENCIÓN DE LIPOSUCCIÓN

La técnica que se utiliza cuando se practica una liposucción o una lipoescultura consiste en la aspiración del tejido graso mediante una cánula conectada a un sistema de vacío. La aspiración se produce introduciendo la cánula por una serie de incisiones en puntos concretos de la zona a tratar. Una vez dentro, el cirujano moverá la cánula para “romper” la grasa y así poder succionarla.

En nuestro caso, somos los pioneros en la utilización de la técnica de liposucción infrasónica nutacional de última generación en Cantabria y Castilla-León. Se consigue gran precisión con menores hematomas y una más rápida recuperación.

A través de una incisión de aproximadamente 4 milímetros se introducen cánulas muy finas para retirar la grasa y así conseguir una remodelación precisa y armónica.

EL POSTOPERATORIO DE UNA LIPOSUCCIÓN

Tras la liposucción el paciente deberá utilizar una faja o vendaje durante el primer mes, período en el que la inflamación es mayor.  Durante este tiempo recomendamos realizar masajes de drenaje linfático en la zona intervenida para agilizar la reabsorción del edema y la consecuente retracción de la piel. Una vez transcurrido el mes, el paciente deberá llevar un elemento compresivo, solamente durante el día, un mes más.

El grado y extensión de las molestias derivadas de la liposucción dependerá en gran medida de la extensión y la región tratada, siendo la zona abdominal la que provoca más dolor. La administración de analgésicos y antibióticos para prevenir infecciones ayudan a aminorar estos efectos.

Hay que tener en cuenta que todo proceso de recuperación es gradual. La liposucción no es ninguna excepción. Para evitar trombos recomendamos que el paciente camine en cuanto le sea posible, sin realizar actividades que requieran un gran esfuerzo hasta pasado un mes después de la liposucción.

Los puntos suelen retirarse una semana después de la liposucción; el paciente podrá reincorporarse a su vida laboral como máximo dos semanas después, dependiendo de la magnitud de la liposucción.

Los hematomas y la inflamación desaparecerán al final del primer mes.
Los resultados definitivos de la operación se podrán observar y valorar pasados los 3 meses pero podría mantenerse una inflamación mínima, que entra dentro de la normalidad, durante 6 meses o, en algunos casos, algo más.

PREGUNTAS FRECUENTES SOBRE LIPOSUCCIÓN

¿Me quedarán cicatrices después de una liposucción?

La liposucción se lleva a cabo con unas cánulas de aspiración de un calibre muy pequeño, por lo que deja unas cicatrices prácticamente imperceptibles.

¿Cuando podré tomar el sol después de una liposucción?

Durante los dos primeros meses posteriores a una liposucción es muy importante evitar que los rayos UV afecten a la zona intervenida ya que podrían formar manchas oscuras en la piel.

¿Cuáles son los riesgos de una liposucción?

En toda intervención quirúrgica existe riesgo de hemorragia, infección o de algún tipo de complicación derivada del uso de la anestesia. En cuanto a complicaciones específicas de la liposucción, nos encontramos con que son muy poco frecuentes y la mayoría de baja gravedad. La más común es el cambio de color y aspecto de la piel circundante de la zona intervenida, afectación que es fácilmente corregible mediante tratamiento. Existe el riego de padecer un tromboembolismo, pero su índice de aparición es tan bajo que apenas es digno de mención.

¿Puede acumularse nuevamente grasa en las zonas tratadas por la liposucción?

Las acumulaciones de grasa tienen lugar principalmente en la adolescencia por lo que no suelen producirse posteriormente.  Al eliminar los adipocitos, células grasas, con una liposucción impedimos que la grasa vuelva a generarse en esa zona.
Si el paciente engordara hasta un 10% de su peso tras la liposucción, podrían crearse depósitos de grasa nuevos, pero solo en zonas no tratadas, mientras que si engordara más del 10% podría volver a acumular grasa en las zonas liposuccionadas.  El hecho de haber reducido al máximo la presencia de adipocitos en esas zonas provocaría que, si el paciente volviera a su peso ideal, las zonas tratadas se recuperarían las primeras.

¿Se puede utilizar algún cosmético para mejorar las cicatrices de la liposucción?

Existen diversos tratamientos para atenuar las marcas y acelerar la cicatrización después de una liposucción, como son las cremas reparadoras o el aceite de rosa mosqueta, pero el resultado final depende de factores concretos como la calidad de la piel y la capacidad de cicatrización de la propia paciente.

¿La liposucción y lipoescultura eliminan la celulitis?

La celulitis no tiene tratamiento quirúrgico aunque puede mejorar notablemente con estas intervenciones. Tanto la liposucción como la lipoescultura extraen adipocitos y no tratan defectos del tejido ni edemas.

¿Bajaré de peso tras la lipoescultura/liposucción?

La grasa tiene volumen pero no un gran peso en sí misma. La liposucción y la lipoescultura pretenden definir el contorno corporal por lo que el paciente no perderá peso de forma considerable. Aún así el volumen de grasa eliminado en litros corresponderá aproximadamente a kilos eliminados. Dependiendo de las necesidades concretas de cada liposucción cada paciente perderá más o menos kilos en la intervención. En todo caso la lipoescultura/liposucción NO es una cirugía de adelgazamiento.

Si tiene dudas sobre la liposucción o quiere más información sobre la lipoescultura, puede contactar con nosotros en nuestro formulario

Cuéntanos tu caso

Si tiene dudas o quiere más información sobre este tratamiento , puede contactar con nosotros a través de nuestro formulario online:

Ir al formulario

Imágenes de casos reales

Consulte los casos reales de personas que han confiado en nuestros cirujanos y han recibido este tratamiento.

Ver Imágenes

Escribe el texto y pulsa intro para buscar